El día de hoy, en un comunicado oficial por parte de Transparency International («TI«), una organización sin fines de lucro dedicada a combatir a la corrupción a nivel internacional, emitió su reporte anual 2018 sobre el ‘Índice de Percepción de la Corrupción’ («CPI«).

En éstos resultados se puede ver que numerosos países de la región de Latinoamérica descendieron su ranking para este año, siendo México uno de los que encabeza la lista, obteniendo así un CPI de 28/100, y obteniendo el lugar 138.

En el 2017, México ocupaba la posición 135, con un CPI de 29, reflejando así que aún queda un largo camino a seguir para combatir la corrupción.

Según los datos mostrados por TI, desde 2012 México inició con un CPI de 34. Para 2013 se mantuvo en 34 y mejoró a 35 en 2014 (+1 México). Sin embargo, uno de los mayores declives en su historia se presentó en 2015, bajando 4 puntos, a un CPI de 31, siguiendo su declive a 30 en 2016 (+5 Corrupción, por 5 años en los que su CPI no mejoró).

¿Cuál es el impacto del CPI?

Aunque pudiera parecer meramente un número, en realidad el CPI es utilizado como un punto de referencia para los integrantes del sistema financiero mundial para establecer planes de inversión, desarrollo, crecimiento y principalmente, realizar una evaluación de riesgos de delitos financieros.

Este modelo estadístico realizado por entes sujetos al régimen de Prevención de Lavado de Dinero y Financiamiento al Terrorismo («PLD/FT«) deberá no sólo tomar en cuenta los resultados de TI, sino también las evaluaciones del Grupo de Acción Financiera Internacional («GAFI«), Índice de Terrorismo Global («GTI» por sus siglas en inglés), junto con al menos de 10 a 20 fuentes más, para realizar el cálculo final de riesgo.

Este resultado afectará directamente elementos como la inversión extranjera y la confianza de la comunidad internacional en dicha jurisdicción, como en el caso de México, que para este 2018 ha menguado en su lucha contra la corrupción.

¿Qué falta en México para mejorar?

De acuerdo a Transparencia Mexicana («TM«), un homólogo de TI en México, algunos pasos a seguir para México son:

  • «Consolidar el Sistema Nacional Anticorrupción, pasando de la etapa de nombramientos a generar primeros resultados.
  • Corregir las acciones preventivas que no logren resultados medibles y orientar la política anticorrupción hacia la sanción y la recuperación de activos.
  • Desmantelar las redes de corrupción que operan a nivel nacional y que gozan de protección política en los diferentes órdenes de gobierno.
  • Mantener un esfuerzo continuo y sistemático en la política anticorrupción.»

Fuente de TM: https://www.tm.org.mx/ipc2018/

Puedes descargar el contenido más relevante del CPI 2018 en los siguientes links, por el momento sólo disponible en idioma inglés.