Entre más aumenta, y sobre todo, evoluciona la carga regulatoria de las Organizaciones, más se requiere de una figura que sea capaz de interpretar e implementar todos esos requerimientos y es: El Oficial de CumplimientoOC«).

Cuando por primera vez me uní al mundo de la Prevención de Lavado de Dinero y el Contra-Financiamiento al Terrorismo («PLD/CFT«) tenía 18 años. Yo era en aquél entonces un joven que pensaba que el lavado de dinero sí era literalmente, colocar el dinero en la lavadora para «eliminar cualquier rastro o indicios de crímenes cometidos, como el narcotráfico o la trata de personas». Aunque yo siempre quise ser un OC, jamás imaginé los retos a los cuáles me enfrentaría en el futuro próximo.

Hoy, ya casi 10 años después desde aquél día, vi pasar innumerables amonestaciones por parte del regulador a la organización en la cual trabajaba, a causa de controles laxos en PLD/CFT. Toneladas de entrenamientos de «remediación», pósters por doquier, ¡hasta salvapantallas había! Todo con tal de recordarnos lo que NO estaba permitido.

La reflexión de hoy recae en un punto primordial: Si en una organización tan grande, con personal altamente calificado, con numerosos empleados, hubo faltas graves a los controles PLD/CFT. ¿Qué se puede esperar de un Oficial de Cumplimiento que trabaja en una industria de reciente creación, FinTech, o en una start-up, en donde primordialmente recae sobre una sola persona la responsabilidad del ‘Compliance’ o ‘Cumplimiento Normativo?

¿Estará preparada la profesión del CO en México para cumplir con tan semejante responsabilidad? Y es que es necesario hacer una recapitulación de algunos requerimientos que se deben de cumplir en la industria Fintech, ahora con la aprobación de la Ley para Regular a las Instituciones de Tecnología Financiera («Ley Fintech«).

El ‘check-list’ del OC en la innovación

  1. Gobierno Corporativo
  2. Matriz de Riesgos
  3. Análisis regulatorio del modelo de negocio (propuesta de valor)
  4. Ciberseguridad
  5. Análisis regulatorio de la tecnología
  6. Reputación y limpieza de marca
  7. Análisis de mercado
  8. Investigaciones criminales y de honorabilidad
  9. Medidas y políticas en materia de control de riesgos operativos
  10. Medidas y políticas en materia de seguridad de la información
  11. Políticas en materia de confidencialidad
  12. Evidencia del soporte tecnológico seguro
  13. Política en materia de identificación de clientes
  14. Política en materia de solución de posibles conflictos de interés
  15. Política de prevención de fraude
  16. Política en materia de prevención de operaciones con recursos de procedencia ilícita y financiamiento al terrorismo

En México, sería un 99% probable que una sola persona pueda hacer frente a todos los requerimientos por sí mismo. Si bien es un abogado y conoce de la materia PLD/CFT, ¡los requerimientos de Ciberseguridad le serían una labor titánica! Y algunos dirán: «Pues contratamos a un Oficial de TI».

Sí, es correcto, pero en la innovación y en empresas de reciente creación, la figura del OC debe de velar por la implementación inicial de dichos requerimientos para que ante los ojos de la autoridad: ‘sea un modelo viable que pueda obtener la licencia de funcionamiento por parte del Comité Interinstitucional’.

La solución propuesta

La profesión en México como ‘Oficial de Cumplimiento’ está teniendo sus avances en materia de certificación para probar que las personas ocupando dichos cargos cuenten con los conocimientos mínimos necesarios para llevar a cabo su función, y con eso, se regula la incursión a la profesión. Así que hasta aquí vamos bien.

En un segundo plano, si bien existen comisiones de trabajo PLD/CFT en Organizaciones Sin Fines de Lucro en México, hace falta la creación de órganos colegiados para OC y el reconocimiento de la profesión única, aunque multidisciplinaria, del OC.

En Reino Unido, por ejemplo, los OC somos una PROFESIÓN, estamos regulados como tal, y estamos colegiados, tenemos un código de ética y de conducta, un Consejo de Honor, es decir, consideramos la función del OC con toda la formalidad que nos merece.

En México por ende, se requiere de una institución sólida, abierta a los OC, multidisciplinaria, desde contabilidad forense, leyes, psicología, hasta técnicas de entrevista para investigaciones internas de Fraude.

La función del OC, desde mi perspectiva, no es adjudicable a una profesión en específico, ya que el conocimiento es multidisciplinario. Puede haber bases que se requieran, como las leyes, pero requiere mucho más, como la Ciberseguridad.

En FINCCOM, estamos trabajando con miras a robustecernos para ayudar a los OC en México. Creamos alianzas y hacemos un sinfín de actividades sin ánimo de lucro, porque sabemos que el cambio de nuestro país está en nuestras manos, y la única forma de lograr algo permanente, es haciendo equipo.

¡Contáctanos, para ver cómo puedes ayudar a nuestra causa!

Información de responsabilidad: Los comentarios aquí expresados corresponden únicamente a los de su Autor, y en ningún momento representan una postura oficial de FINCCOM®, una marca registrada de Grupo de Consultores en Cumplimiento de Delitos Financieros SAS de CV.