En el mundo existen unos 73 paraísos fiscales aproximadamente, la mayoría de estos países se encuentran distribuidos por todo el globo.  Se le denomina paraíso fiscal a aquellos territorios cuyos sistemas tributarios favorecen, de manera especial tanto a sus no residentes, personas físicas así como entidades jurídicas.

Los paraísos fiscales en el mundo tienen características específicas que permiten su identificación, por ejemplo suelen poseer escasos o nulos convenios con otros países, en materia tributaria además de ofrecer a empresas y ciudadanos la protección del secreto bancario y comercial. Los paraísos fiscales no poseen normas de control de movimientos de capitales tanto de origen como de destino, lo que da pauta al lavado de dinero y reciclaje de capitales. Además cuentan con un sistema que permite la convivencia de un régimen tributario para los nacionales y otro para los extranjeros.

Uno de los sellos distintivos de los paraísos fiscales es que poseen una infraestructura jurídica, contable y fiscal que permite la libertad de movimiento de personas y bienes. Son muchas las ventajas fiscales que reciben las empresas o ciudadanos que se domicilian allí. De ahí imaginarnos por que las filtraciones como los Panamá Papers o los Paradise Papers, ventilan las fortunas de empresas, personas distinguidas y múltiples millonarios, que encuentran en el mundo offshore la mejor opción para ocultar sus ingresos.

Listado de principales Paraísos Fiscales existentes en el mundo:

Andorra, Corea,  Anguila, Letonia, Antigua y Barbuda, Líbano, Aruba, Liberia, Austria, Liechtenstein, Bahamas,  Luxemburgo, Bahrein, Macao, Barbados, Malasia, Bélgica, Maldivas, Belice, Malta, Bermudas, Islas Marshall, Botsuana, Islas Vírgenes Británicas, Mónaco, Montserrat, Nauru, Islas Caimán, Países Bajos, Islas Cook, Antillas Neerlandesas, Costa Rica, Panamá, Chipre, Filipinas, Dinamarca, Portugal, Dominica, Samoa, San Marino, Ghana, Singapur, Gibraltar, España, Granada, Guatemala, Santa Lucía, Suiza, Hungría, , India, Emiratos Árabes Unidos, Irlanda, Isla de Man, Uruguay, Israel y las Islas Vírgenes de EE.UU., Italia, EE.UU..

El uso de un paraíso fiscal brinda garantías personas físicas como por morales. Por un lado las personas físicas gozan de los privilegios de un paraíso fiscal al residir en el país, a pesar de que no es una condición garante en todos los casos. Por otra parte las personas morales aprovechan de la no sujeción al impuesto de beneficios obtenidos por compañías constituidos en esos países, así como de la libertad de movimientos de capitales y de los dividendos que reciben de sus filiales.

La existencia de paraísos fiscales y la evasión de impuestos en regiones ricas y pobres imposibilitan el desarrollo económico, impiden la recaudación impositiva y aumentan la desigualdad social.

Fuente:  
www.inspiraction.org

 

Deja un comentario