5ecdabd3-6837-48cc-8b91-727cafa87ddb.jpg

El concepto de ética corporativa se creó para hacer responsables a las compañías por su comportamiento. Las definiciones y regulaciones varían de acuerdo a la industria, pero se acepta comúnmente que la ética corporativa debe incluir el uso operativo de prácticas justas de negocios y el acceso a la información para los clientes y los empleados. Cada compañía establece en lo individual los estándares de acuerdo a los cuales debe operar, los cuales los establecen generalmente los dirigentes o ejecutivos de la compañía.

El concepto se usa para describir las prácticas y políticas éticas que se aplican en un negocio. Esto significa que una compañía que practica la ética corporativa cumple con las normas y regulaciones del gobierno, trata a sus empleados de manera justa y cumple de manera satisfactoria con sus deberes ciudadanos al retribuir a las comunidades donde se ubican. La ética corporativa proporciona a las compañías una guía para evaluar qué es lo que está bien y lo que está mal.

Mantener un estándar de ética corporativa puede ser benéfico para la imagen de una compañía. Esto significa hacer al público y a los empleados conscientes de los estándares de la compañía en lo referente al trato justo a los empleados. Esto significa también ser un buen ciudadano corporativo o ayudar a la comunidad. El servicio a la comunidad no sólo ayuda a esta, sino ayuda a la gente de la comunidad a saber más acerca de la compañía, de sus empleados y sus estándares. Esto puede convertirse en mercadeo para la compañía y traducirse en apoyo y ventas por parte de los líderes de la comunidad y los consumidores.

La estructura ética de una compañía debe establecerse desde el inicio de las operaciones y mantenerse a todo lo largo de la vida de la misma. A medida que surge la tecnología, esta podría tener un impacto sobre las antiguas políticas corporativas en lo referente a la ética, como podría ser el caso del uso exclusivo para propósitos de trabajo de las computadoras por parte de los empleados. Los ejecutivos pueden cumplir con los estándares éticos usando las onerosas cuentas corporativas únicamente para negocios relacionados con la compañía. Los empleados de todos los niveles pueden practicar el comportamiento ético con los suministros de oficina y el equipo electrónico incluyendo las computadoras personales y los teléfonos celulares, los cuales se proporcionan para su uso en los negocios de la compañía.

Deja un comentario